Reverendo Paulino Moya dice es un agravio a Dios que ministro de Educación “iguale el vudú a la Biblia”

SANTO DOMINGO.- El presidente de la Mesa de la Opinión Cívica y Política Cristiana, reverendo Domingo Paulino Moya, deploró hoy que el ministro de Educación, Antonio Peña Miraban, califique como una agravio contra el Dios todo poderoso que el ministro de educación, compare el vudú con la Biblia y calificó las declaraciones del ministro de Educación, como la mayor falta de respeto de un funcionario público contra las sagradas escrituras y al pastorado dominicano.
Paulino Moya enfatizó que las declaraciones de un funcionario público del nivel de Peña Mirabal contra la Biblia, en un país “predominantemente cristiano”, representan una “provocación y un insulto”, no solo contra la Biblia, sino contra los sentimientos de un pueblo y una nación que ha sido formada en esos valores.
Paulino Moya dijo que esas expresiones contra la fe cristiana, le dan la razón al pronunciamiento que recientemente hizo el obispo Elvis Samuel Medina, enlace del Poder Ejecutivo con las iglesias cristiana, en el sentido de que Peña Mirabal estaría provocando conjeturas políticas electoral al gobierno del presidente Danilo Medina, al introducir la ordenanza 33-2019 que ordena poner en marcha al igualdad de género.
El religioso, quien además es presidente del Ministerio Jesús es Sanidad y Vida Eterna Inc., expresó que las declaraciones de Peña Mirabal dejan claramente establecido un “camino pedregoso” y con residuo de desprecio al futuro político del presidente Medina y al Partido de la Liberación Dominicana (PLD), en un momento en que el jefe del Estado no necesita que funcionarios en los que ha depositado confianza, le deseccionen creándole con sus declaraciones anti cristianas, un frente político innecesario con la comunidad de fe cristiana, de cara a los próximos comicios del 2020.
Consideró que será inevitable que el tema de la agenda GLTB, aborto y libertad de género, force al electorado cristiano a la emisión de un voto de conciencia cristiana, así como viene aconteciendo en Brasil, Costa Rica, Argentina, EE UU,y otros países de tradición cristiana del continente americano.
El vocero político cristiano, dijo que la “rebeldía y falta de temor a Dios de Peña Mirabal”, no solo son innecesarias provocaciones al pueblo dominicano de fe cristiana, sino un desacato a la Ley 44-00, a la Constitución y una falta desconsideración a la resolución que aprobó la Cámara de Diputados, ordenando la lectura “obligatoria” de la Biblia en los centros educativos.
“Pero además evidencia que el ministro de la cartera educativa, pone por debajo de sus pies, la palabras de Jesucristo y coloca los caprichos oscuros del establishment global ultra liberal, por enésima de los valores insania de la bandera tricolor dominicana”, expresó.
Paulino Moya entiende qué los daños provocados por la directora de la Asociación sin Fines de Lucro (ASFL) del Ministerio de Economía, Celeste Silié de Castellanos, quien alegadamente suspendió del Presupuesto Nacional a unas 178 iglesias evangélicas, junto a la ordenanza 33-2919, y a la negativa de Peña Mirabal contra la lectura de la Biblia en los centros de enseñanza, ponen de forma automática la agenda política del presidente Medina a distancia del voto de fe cristiana.
Precisó que esa actitud, ponen también a distancia el electorado cristiano dominicano de lo que puede interpretarse en la opinión pública nacional, que el ministro de Educación y el titular del Ministerio de Economía, Planificación y Desarrollo, “reman contra la corriente del pensamiento político del posible candidato presidencial del Partido de la Liberación Dominicana y presidente de la República, Danilo Medina”.

Share on Google Plus

AlMismoTiempo.com

0 comentarios:

Publicar un comentario

CONTACTOS

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *