Gobierno emite bonos soberanos por US$2,500 millones

SANTO DOMINGO. – El Gobierno dominicano, a través del Ministerio de Hacienda, realizó una emisión de bonos soberanos por US$2,500 millones, en el mercado internacional, de acuerdo con lo consignado en el Presupuesto General del Estado del 2021, aprobado por el Congreso Nacional, informó este jueves ese Ministerio.

Esta transacción se estructuró en dos tramos, el primero, una reapertura de un bono ya existente por un monto de US$1,000 millones con vencimiento en el 2030, a un rendimiento de un 3.87 %, representando una reducción en el costo para el país, a este plazo, de 0.63 %, de acuerdo a un comunicado de Hacienda.

Agregó que el gobierno del presidente Luis Abinader, tiene como política pública avanzar en crear una matriz energética basada en fuentes renovables.

Asimismo, el vicepresidente ejecutivo del Consejo Unificado de EDEESTE, EDESUR Y EDENORTE, dijo que el Pacto Eléctrico desde la perspectiva gubernamental es un mandato que da la Ley Orgánica de Estrategia Nacional de Desarrollo, que manda a que todos los actores de la vida social dominicana que confluyen en el Consejo Económico y Social suscriban tres grandes pactos que a la luz persigue la estrategia nacional de desarrollo hacia el año 2030.

En torno a ese tema, refirió que estos tres pactos son: el Pacto Educativo, Eléctrico y Fiscal.

Explicó que el Pacto Eléctrico es básicamente el acuerdo al que va a llegar la sociedad para solucionar el problema energético que “nos ha golpeado en las últimas cinco décadas, que implica una serie de compromisos, mayormente, a cargo del Estado, así como de la sociedad”.

“La solución del tema eléctrico no es solo un reto del Gobierno, sino un trabajo de todos”, sostuvo.

Mientras, que el decano de Ingerías del Intec, Arturo del Villar enfatizó que la economía mundial está en receso por la pandemia y que el país necesita del Pacto Eléctrico, y puso como ejemplo por la tarifa eléctrica las Mipymes habían decaído sus ingresos en un 50 %.

El vice-chairman de la Junta Directiva del Marriott Internacional, también dijo que el tema central es la corrección en el manejo irregular que se ha manifestado en las distribuidoras de electricidad, ya que el gobierno gasta todos los años mil millones de dólares cubriendo las deficiencias de las EDES.

Manifestó que “estamos en un momento crucial, ya que la pandemia ha generado que la economía mundial esté en receso, el país necesita de un Pacto Eléctrico para poder empezar a ejecutar mejorías en la distribución y tarifas en el coste de energía”.
Del Villar compartió la idea de Tarifa Solidaria, ya que la sociedad se colerizaba por pagar las ineficiencias de las Edes, aumentando el coste de sus facturas.

“La cantidad de empleados, tenemos deficiencias técnicas, las perdidas, el tipo de energía que sirve, por ejemplo, en hogares donde hay inversor, son de los lugares donde encontramos un mayor incremento en el pago de la energía eléctrica. Estoy seguro que la clase media no estaría de acuerdo pagar ineficiencias”, agregó.

“El pacto provee seguridad jurídica a la hora de atraer inversiones, y en la parte de transmisión genera oportunidades y facilidad para mejorar el sistema existente”, expresó Luis Castillo Cubilete, socio-fundador, director de energía de ENNOVA SRL.

Manifestó la necesidad que el Gobierno establezca políticas de tarifas sostenibles para el uso de la energía eléctrica en las Micro, Pequeñas y Medianas Empresas (MIPYMES) y de zonas residenciales.

Declaró la diferencia entre usuario regulado y no regulado es una capacidad establecida en la ley 55-01, donde se visualiza un desmonte que en su momento comenzó en 2.5 megas y que al momento está en 1 mega, dando a entender que la frontera que los divide está centrada en la capacidad de consumo y pago de quien la utiliza.

“Por encima de 1,000 kilos un usuario consumidor puede optar por ser usuario no regulado que es una licencia para poder comprar energía directamente en el mercado laborista, y por debajo de esa capacidad son los usuarios regulados que son los cautivos de las distribuidoras”, afirmó el también socio-fundador del CODESSD.

Por otro lado, Fabricio Gómez Mazara, profesional en economía y finanzas, Catedrático e investigador, dijo que el presidente Luis Abinader muestra su firme compromiso con la recuperación del sector eléctrico al abordar el Pacto Eléctrico en medio del embate económico generado por la pandemia.

Afirmó que el ministro de la presidencia, José Paliza expuso que hubo un déficit en la energía de 1,200 millones de dólares, y que esta gestión pudo llevarlo a 900 millones de dólares, generando una transformación significativa en el país- Luego de más de una década de pospuesto, el Pacto Eléctrico podría convertirse en una realidad.

Este conversatorio fue organizado y auspiciado por el Consejo de Desarrollo Económico y Social de Santo Domingo (CODESSD), El Nuevo Diario e Instituto Tecnológico de Santo Domingo (INTEC). La moderación de la sección sobre el Pacto Eléctrico estuvo a cargo de Pascal Peña-Pérez, director del CODESSD Academy.

En tanto, que Jonathan Cabrera, presidente del CODESSD, dijo que “el abordaje del Pacto Eléctrico se realizó desde el punto de vista técnico y académico para contribuir a ilustrar a la ciudadanía”.




Share on Google Plus

AlMismoTiempo.com

0 comentarios:

Publicar un comentario

CONTACTOS

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *